valle de liebana

Al pie del Parque Nacional de los Picos de Europa, en el suroeste de Cantabria, se localiza el Valle de Liébanalindando con las provincias de León, Asturias y Palencia. Está formado por cuatro valles que confluyen en el centro constituido por el municipio de Potes. Estos valles son: el valle de Valdebaró, atravesado por el río Deva, el valle de Cereceda surcado por el Quiviesa, el valle de Piedrasluengas con el río Buyón y el valle de Cillorigo.

Su condición de gran valle cerrado, con grandes diferencias altitudinales y de fuertes pendientes proporciona una gran variedad de condiciones ambientales. Su relieve cerrado hace que tenga un microclima diferente al del resto de la región, así, en el fondo del Valle de Liébana se disfruta de un clima mediterráneo, que se transforma progresivamente y a medida que ascendemos en un clima atlántico húmedo hasta alcanzar características subalpinas en las altas cumbres de los Picos de Europa.

teleferico de fuente de

La economía de la zona ha cambiado del sector primario al auge del turismo rural, fruto de su importancia paisajística, del carácter auténtico que han sabido conservar sus núcleos de población rural y del reclamo que provoca el Parque nacional de los Picos de Europa, a lo que se suma que Liébana cuenta con un acceso excepcional al mismo que es el Teleférico de Fuente Dé. Reclamo importante también es el gastronómico por platos típicos como el conocido Cocido Lebaniego o postres como el Canónigo, sin dejar de lado las múltiples variedades de quesos y las carnes y por su puesto el orujo.

villa de potes

Además del reclamo paisajístico y gastronómico, Liébana cuenta con una atractiva oferta cultural. Entre toda la oferta cabe destacar el Monasterio de Santo Toribio de Liébana, conocido por alberga obras del Beato de Liébana así como el Lignum Crucis, según los cristianos católicos el trozo más grande conocido de la cruz donde murió Jesucristo. Su Puerta del Perdón se abre al comienzo de cada Año Jubilar Lebaniego para recibir a los peregrinos. Junto a Jerusalén, Roma, Santiago de Compostela y Caravaca de la Cruz, es uno de los lugares santos del cristianismo.

También destaca a nivel nacional la iglesia de Santa María de Lebeña, enclavada en el desfiladero de La Hermida es el mejor ejemplo de arquitectura mozárabe de Cantabria y de ámbito nacional. La Iglesia de Santa María la Real de Piasca situada en el municipio de Cabezón de Liébana, destaca especialmente por su decoración escultórica con iconografía y temas simbólicos del románico . Es Monumento Nacional desde 1930.

Otros bienes de interés cultural, aparte de este patrimonio religioso, son los conjuntos históricos de Potes, declarado conjunto histórico en 1983 y Mogrovejo en 1985.